Las expectativas iniciales para un niño con un implante coclear

Las familias suelen tener muchas inquietudes sobre el implante coclear (IC) de su hijo. Un sentimiento común es la incertidumbre. Los padres no están seguros de qué cambios verán y cuándo su hijo podrá hablar. El proceso comienza con la cirugía y equiparlo con el dispositivo externo. El primer uso del implante activado es el conocimiento de los sonidos. Los familiares se pueden involucrar para ayudar al niño a desarrollar una serie de habilidades auditivas. A medida que el niño aumenta su audición y comprensión, sus habilidades del habla pueden aumentarse.
Mapeo

Los sonidos transmitidos a través del IC no son los mismos que los que se escuchan con un audífono. El cerebro del niño debe practicar el reconocimiento de estas nuevas sensaciones como sonido. La rapidez con que un niño usará su IC depende de muchos factores, como cuando perdió la audición, cuando la pérdida fue diagnosticada, el tiempo entre el diagnóstico y la implantación, la cantidad de audición proporcionada por los audífonos y la causa de la pérdida auditiva. Todos estos factores y más impactan el reconocimiento y la comprensión de los sonidos nuevos.

Después de la cirugía de implante hay varias citas de seguimiento para programar o hacer el mapeo. Cuando se activa el IC por primera vez pueda que el niño se quede muy tranquilo o que sus vocalizaciones aumenten. Es posible que él aún no preste atención a otras voces o sonidos. Estas respuestas iniciales variadas son parte natural del proceso para escuchar, pero a menudo los padres se preocupan y piensan que el implante no funciona. Aprender a escuchar requiere tiempo y la familia debe saber que al principio habrá poca o ninguna respuesta. Una vez que el mapeo inicial se ha completado, la mayoría de los niños visitan a su audiólogo cada 3-4 meses. El audiólogo puede sugerir expectativas a las respuestas del niño. Las familias, los maestros y los terapeutas pueden ayudar a documentar sus observaciones de cómo el niño está cumpliendo esas expectativas. Los padres también pueden solicitar citas adicionales en cualquier momento si las respuestas de su niño cambian inesperadamente.

Audición

Un niño con un IC descubre y utiliza el sonido siguiendo los mismos pasos de desarrollo que un niño con audición normal. Durante los primeros tres meses después que el implante es activado, los padres podran observar reacciones espontáneas cuando escucha ciertos sonidos. Un niño puede levantar la mirada o asustarse un poco. Con tiempo el niño puede empezar a buscar el sonido mientras mira en la dirección de lo que oye. Un niño aprende al escuchar a los padres hablar, cantar y señalar a los sonidos. Los padres pueden emplear palabras como “adiós”, “oh-oh” y otras palabras melodiosas además de la conversación típica. Los sonidos del microonda, juguetes musicales, el agua corriendo o un avión que pasa volando son ejemplos de eventos naturales que pueden ser parte de la audición temprana. El entusiasmo e interés de la familia hacia los sonidos puede animar a un niño a estar consciente y emocionarse con los muchos sonidos a su alrededor.

Las etapas del desarrollo de la audición son la detección, discriminación, identificación y comprensión.

Detección
El primer nivel para escuchar es tener mayor conocimiento de los sonidos. El niño ahora podría mostrar interés o reacciones a una creciente cantidad de sonidos. Los padres pueden llamar su atención a los diferentes sonidos y buscar con su hijo de donde vienen los sonidos para estimular mayor “detección”.
Discriminación
El siguiente nivel del desarrollo auditivo es cuando se notan las diferencias entre los sonidos. Un niño ahora podría repetir “mmmm” después de que alguien dice “yummmm”. Él todavía no entiende el significado del sonido, pero es capaz de “discriminar” entre los sonidos.
Identificación
La identificación consiste en hacer asociaciones con los sonidos. Puede que ahora el niño mire hacia la puerta cuando alguien llama a la puerta. Tal vez él todavía no sabe que el sonido indica que el abuelo está en la puerta, pero él puede “identificar” la fuente del sonido.
Comprensión
Comprender lo que se escucha es una habilidad más compleja que se desarrollada después de la detección, discriminación e identificación. En este momento el niño muestra que sabe el significado de algunas palabras o sonidos. Si busca los zapatos cuando se los piden y trata de ponérselos, ¡él “comprendido” lo que se le dijo!

A medida que el niño avanza a través de estas etapas, las familias pueden crear múltiples oportunidades para escuchar todo el día. Los padres pueden utilizar muchas maneras para ayudar al niño a convertirse en mejor oyente. Algunas sugerencias apropiadas para bebés y niños preescolares son:

  1. Jueguen juntos y hable mientras juegan. Use palabras, haga sonidos que se relacionan con los movimientos e invente ruidos para los juguetes.
  2. Disfrute de canciones, rimas y actúe los versos conocidos. Anime al niño a participar con usted.
  3. Lea libros. Use inflexión en su voz y demuestre varios niveles del habla y ejemplos de sonidos.
  4. Hable acerca de lo que el niño está haciendo. Si él le está mirando, describa lo que usted está haciendo.
  5. Escuche y muévase al ritmo de la música. Practique encendiendo y apagando juguetes y objetos que hacen ruido.
  6. Señale los sonidos que ocurren tanto adentro como afuera y en especial a las cosas que el niño disfruta.
  7. Haga una pausa primero para darle tiempo al niño a pensar y luego reaccionar a los sonidos y el habla.
Hablando

Las expectativas iniciales para un niño con implante abarcan mayor atención, audición y comunicación. La edad auditiva del niño o su edad con IC se puede medir en semanas y meses. Con mucha experiencia diaria, servicios especiales y el apoyo permanente, la meta es que con el tiempo las habilidades auditivas del niño coincidan con su edad cronológica. Junto con su equipo del habla y audición, los padres pueden guiar a sus hijos a través de experiencias sistemáticas y éxito, primeramente en escuchar y luego con el habla. ¡Aprender a ser un oyente es una habilidad compleja y es el primer paso divertido cuando se comienza a usar el IC! ¡Luego viene hablar!

 

 

Publicado en PÉRDIDA AUDITIVA.